Descubre Atlanta – Georgia

Recientemente visité Atlanta, una ciudad con uno de los aeropuertos más transitados del país. Quedé gratamente sorprendida con mi visita, ya que no me esperaba encontrar una ciudad tan desarrollada y con una gran lista de lugares para visitar.

Por lo general, soy de las personas que planeo minuto a minuto mis viajes, pero en esta ocasión al ser un viaje de último minuto, no había preparado mi itinerario con antelación. Por suerte, me encontré con una ciudad maravillosa que pienso volver a visitar.

A continuación les presento mis 3 días en Atlanta, Georgia:

Dia 1

Como mi vuelo aterrizaba en la mañana, tuve el resto del viernes para pasear. Me hospedé en Atlanta Marriott Marquis, un hotel moderno de gran altura; se encuentra a 12 minutos a pie del acuario de Georgia, el museo de Coca-cola y cerca de 2 km del estadio Mercedes-Benz, sede del equipo de fútbol Atlanta Falcons. La ubicación del hotel es fantástica y si no tienes miedo a las alturas, lo mejor es solicitar una de las habitaciones con vistas panorámicas de la ciudad.

Como dato curioso, en este hotel se han grabado varias películas. Una de ellas es The Hunger Games: Catching Fire and The Hunger Games: Mockingjay

Superica
Atlanta Belt Line

Continuando con el día, luego de hacer check-in en el hotel, fui conocer Krog Street Market y aproveché para almorzar en Superica, un elegante restaurante “Tex-Mex”. Luego de recorrer el mercado, me dedique a pasear por el famoso Atlanta Belt Line, desarrollado originalmente en 1999 como una tesis de maestría por el estudiante de Georgia Tech Ryan Gravel. Este proyecto vincula los parques de la ciudad con vecindarios, pero también se ha utilizado para instalaciones de arte temporales.

En una de mis paradas durante mi caminata, visité New Realm Brewing, una cervecería con un bar en el techo con unas vistas preciosas.

El destino final fue Ponce Market, un edificio que solía ser Sears, ahora convertido en mercado con restaurantes, tiendas y espacio para vivir. Este mercado me encanto, por lo que decidí visitarlo nuevamente al día siguiente.

Después de una larga caminata por la ciudad y un merecido descanso en el hotel, en la noche hice reservaciones en O-Ku, un restaurante de estilo industrial, de comida japonesa, con una terraza con vistas. Este restaurante se encuentra en una zona con varios negocios de ropa, restaurantes y bares. Uno de los bares que visite esa noche fue Little Trouble, con decoración inspirada en países asiáticos y con una buena selección de bebidas.

Día 2

Comencé el día con un fantástico desayuno en The Brasserie and Neighborhood Cafe at PARISH, un restaurante que solía ser una antigua fábrica.

Luego de devorarme el plato de shirmp and grits, caminé hacia Piedmont Park, un parque grandísimo que ofrece senderos para trotar, canchas de básquetbol y de tenis,, ​​parques para perros, y un mercado de agricultores.

Ya habiendo trabajado mi apetito, seguí caminando a Ponce Market, donde almorcé en Bellina Alimentari, un restaurante especializado en comida y vinos italianos y cuenta con un café, productos importados y comidas preparadas para llevar. Luego de visitar cada una de las tiendas de este maravilloso recinto, terminé la tarde en Ponce City Roof, con vistas panorámicas de la ciudad, minigolf de 18 hoyos, juegos, cócteles artesanales y cervezas y muchas otras actividades. Este es un concepto que es creado durante el verano, con un costo de $10 por persona antes de las 5pm y $15 después de las 5pm. Allí, fácilmente podrás pasar el resto del día.

*Después de las 5pm la entrada es solo para mayores de edad.

Día 3

Mi ultimo día lo aproveche para visitar los alrededores del hotel, aunque desayune en Corner cafe, un fantástico lugar que un excelente servicio y buenos precios. Posteriormente, visité World of Coca-Cola, un museo que muestra la historia de The Coca-Cola Company. Este museo se merece un post completo, por lo que en otra oportunidad podrán conocer más sobre mi visita. Después de un par de horas en el museo, estuve paseando por sus alrededores, como el Centennial Olympic Park Concert Stage, un lugar muy agradable donde también se realizan varios conciertos al aire libre.

Espero tener la oportunidad de regresar a esta ciudad y probar mas de su deliciosa comida y disfrutar de los parques.

Dónde comer en Charleston – Carolina del Sur

Tavern & Table
Tavern & Table – Seafood Tower

Para aquellos que me siguen en Instagram, habrán notado que estuve visitando la bella ciudad de Charleston, en Carolina del Sur. Esta ciudad portuaria fue fundada en 1670, y es conocida por sus calles empedradas, carruajes y casas de  colores pasteles. 

Como ya muchos me habían advertido, esta ciudad es mágica y cuenta con excelentes restaurantes, por lo que no dude en probarlos. Aquí les traigo una lista de aquellos que recomiendo:

The Darling Oyster Bar, King Street, Charleston, SC

Este elegante restaurante ofrece platos creativos y se especializa en mariscos y ostras crudas.

Super recomendado probar el Shrimp & Grits y las ostras.

Lobster roll

The Obstinate Daughter, Middle Street, Sullivan’s Island, SC

Este restaurante no solo ofrece una atmósfera estupenda, sino que también tiene un menú ecléctico. Además de un bar crudo, pizzas y pastas servidos en un espacio elegante y rural.

Posiblemente una de las mejores experiencias y comidas en mi viaje. No se queden sin probar el Frogmore Chowder. Todo lo que ordenamos estaba delicioso.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Natalia Carter 📍WashingtonDC (@comiendoenla) el


Tavern & Table, Church Street, Mount Pleasant, SC

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Natalia Carter 📍WashingtonDC (@comiendoenla) el

Un restaurante informal, de estilo rústico y chic, que cuenta con una terraza frente al mar, perfecta para disfrutar de las delicias del menú americano.

Como entrante recomiendo los Deep Fried Deviled Eggs y como plato fuerte el Seafood Tower que cuenta con una langosta entera, ostras, camarones, cangrejo y salmón crudo.

Shem Creek Bar and Grill, Mill Street, Mount Pleasant, Carolina del Sur

Cerca de mi hotel, probé este restaurante que se especializa en mariscos. Con vistas panorámicas, cuenta con un un bar y asientos al aire libre.

Pearlz Oyster Bar, East Bay Street, Charleston, SC

Uno de los mejores lugares en Charleston para disfrutar en un ambiente restaurante relajado de ostras frescas de diferentes lugares del país.

Dónde comer en Baltimore, Maryland

Baltimore es una de las ciudades más importantes en Maryland y cuenta con una larga e importante historia. Fort McHenry, lugar de nacimiento del himno nacional de los Estados Unidos, “The Star-Spangled Banner”, se encuentra en la boca del Puerto Interior de Baltimore. Hoy en día, esta zona portuaria ofrece tiendas, restaurantes donde puedes comer los famosos cangrejos de Maryland y atracciones como el buque de guerra de la Guerra Civil, el USS Constellation y el National Aquarium, que exhiben miles de criaturas marinas.

Ceremony Coffee

Como una de mis actividades favoritas en una nueva ciudad es probar restaurantes, preparé una lista de lugares que debía visitar. A continuación les muestro dónde comer en Baltimore:

Blue Moon Cafe

Aquí comenzamos nuestro día con un fabuloso y abundante desayuno. Probamos el famoso Sweet Baby Jesus que consiste en un plato con carne de cangrejo, huevos, papas estilo hash brown, queso y salsa holandesa. Una verdadera delicia! El otro recomendado son los huevos benedictinos con carne de cangrejo.

El restaurante no toma reservación, por lo que es normal encontrar una larga espera en los fines de semana. Les recomiendo recorrer el barrio mientras esperan, para ir quemando algunas de las calorías que van a recobrar con estas delicias.

Mount Vernon Marketplace

Soy una gran fan de los Food Halls, en especial de aquellos que no resultan ser tan abrumadores. EL Mount Vernon Market cuenta con una buena variedad de restaurantes donde pueden disfrutar de algún snack, bebidas o comidas completas.

Como seguíamos llenos de nuestro abundante desayuno, solo probamos los populares dumplings de Pinch Dumplings.

Brewer’s Art

Este era uno de los lugares que hice reservación con antelación, ya que resulta ser muy popular los fines de semana. Como llegamos un poco antes de la hora de nuestra reservación, aprovechamos para visitar el piso de abajo, donde ofrecen una gran selección de cervezas. Una vez nuestra mesa estaba lista, ordenamos un par de cócteles y las coles de bruselas y los deliciosos Scotch Duck Eggs. Como plato fuerte probamos el bistec de roseda con papas.

L.P. Steamers

Este es el sitio perfecto para disfrutar de un maridaje mixto de mariscos con cangrejos al vapor al estilo de Maryland, y a sea en su terraza con vistas a la ciudad, o dentro del restaurante.

Qué ver y hacer en Barcelona

Barcelona es ​​la capital cosmopolita de la región de Cataluña en España, y es famosa por su arte y arquitectura. Lugares como la iglesia de la Sagrada Familia y otros monumentos modernistas diseñados por Antoni Gaudí salpican la ciudad. Entre monumentos, cosas por hacer y comidas para probar, me cercioré antes de mi viaje con mis amigos catalanes, para seleccionar aquellos lugares que no podía perderme.

Para primeras visitas, siempre recomiendo tomar el bus turístico de la ciudad. Cuesta alrededor de 30 euros por persona por día, siendo más económico si se compran de 2 o 3 días (sino estás seguro de usarlo por 2 o 3 días, siempre puedes comprar el de uno y pagar los $10 al día siguiente). Estos buses son ideales porque puedes subir y bajar tantas veces como quieras – de 9 am a 8 pm – y ver Barcelona a tu propio ritmo. Cuenta con varias rutas interconectadas, y es la forma más fácil de moverse por Barcelona y ver todos los lugares de interés en un solo paseo. Además, puedes tomar este bus en distintos puntos de la ciudad, haciendo que el tiempo rinda más. La mayoría de buses comienzan su recorrido en Plaça Catalunya, uno de los puntos turísticos de interés en la ciudad. Si lo tuyo es más caminar o montar bici, el Passeig de Gracia es uno de mis recomendados para esto. Ahí verás Casa Milà (también conocida como “La Pedrera”, de Gaudí), Casa Batlló (de Gaudí) y Casa Amatller (de Puig i Cadafalch). También es un lugar perfecto para ir de compras.

Mi hotel se encontraba justo en Las Ramblas, uno de los bulevares más famosos del mundo y vale la pena dar un paseo. Una vez allí, visita el mercado de La Boquería, un paraíso para los foodies. De los restaurantes recomendados está el El Quim de la Boquería, y prueba platos tradicionales catalanes alrededor del bar cuando hay espacio (mis tapas recomendadas: Boquerones, chipirones y arroz negro). Otro recomendado es es Casa Guinart.

Este es un buen sector para hospedarse para quienes buscan estar en una zona turística y cerca de varios puntos de interés. Uno de ellos es Port Vell y Villa Olimpica ubicados en el área del puerto. Es un poco turístico, pero el paseo es muy agradable y las vistas muy bonitas.

El Barrio gótico (barri gótico), también se encuentra cerca a Las Ramblas y es el barrio más famoso de Barcelona. Visita la catedral gótica y la elegante basílica de Santa Maria del Mar, una de mis favoritas. Y si tienes suerte como la tuve yo, podrás disfrutar de un lindo concierto dentro de la basílica.

Después de que hayas explorado Las Ramblas y el Barri Gotic, en el otro lado tienes El Born. Los finos y sinuosos side streets son el hogar de algunas de las tiendas más modernas y los mejores bares de la ciudad. Como también, varios museos, como el museo Picasso que cuenta con una exposición permanente de Dalí. En este barrio encontré unos de mis restaurantes favoritos durante el viaje, que compartiré en otro post.

La visita el Parc Güell es una de las cosas “obligatorias”. Disfruta de todos los monumentos de Gaudí en el parque y planea pasar allí al menos 2 o 3 horas. Es una lugar ideal para disfrutar de preciosas vistas de la ciudad.

Visita la Sagrada Familia, obra maestra de Gaudí, y obra que aún no se termina. La mayoría de los visitantes de la Sagrada Familia se dirigen directamente a la estación de metro del mismo nombre o si tomas el bus turístico, esta es una de sus paradas. Una vez que haya visto el hospital, camine por la avenida de Gaudí para ver la Sagrada Familia.
La sagrada familia es increíble No puedes perdértelo. Si tiene tiempo, toma el ascensor hasta la cima para una vista impresionante (para esto tienes que pagar más).

El Tibidabo es una colina con vistas impresionantes de la ciudad. Allí hay un parque de diversiones, una Iglesia Católica y una Torre de Comunicaciones (Torre de Collserola) de Norman Foster, que ofrece el punto de vista más alto de la ciudad.
Para llegar allí, puedes tomar tanto el tranvía antiguo (Tramvia Blau) como el Funicular hasta el Tibidabo (son divertidos), o el bus turístico.

Las Fuentes mágicas de Montjuic

Sube a Montjuic, la gran colina que domina Barcelona desde el suroeste. Este fue uno de mis lugares favoritos en Barcelona. El MNAC (galería de arte nacional), el Estadio Olímpico, Pavello Mies van der Rohe, el centro Caixa Foum (museo con diferentes exposiciones de arte cada mes) y la Fundación Joan Miró están allí. Las Fuentes Mágicas de Monjuic tienen que ver con luces, agua, música, ¡un espectáculo increíble! Plaça Espanya es la parada de metro más cercana y ¡todo es gratis! Montjuïic es perfecto para un paseo con excelentes vistas. Los edificios de los Juegos Olímpicos de 1992, que incluyen la aguja olímpica de Santiago Calatrava, se encuentran dispersos en el lado terrestre, mientras que frente al mar se encuentra el faro y el vasto cementerio. Una de las maneras más fáciles de llegar es en metro o en el bus turístico. Fácilmente puedes pasar toda una tarde en este lugar.

Otros lugares según tu interés:

Echa un vistazo a los ‘Barrios’ de Eixample y Gracia.
Estadio de fútbol más grande de Europa, Camp Nou.
Si te gustan los museos, el MACBA (museo de arte moderno) y el CCCB al lado merecen una visita y generalmente tienen buenas exposiciones todos los meses. Uno de mis favoritos fue The Palau Güell, donde comprenderás mucho sobre la historia de Eusebi Güell y su amistad con Antoni Gaudí.
Fundación Joan Miró, uno de los museos más grandes del mundo.

Qué ver y hacer en Barcelona #TravelClick To Tweet

Descubre qué ver en Montreal

Montreal es la ciudad de habla francesa más importante del continente americano y uno de los destinos más populares de Canadá.

Aunque mi última visita se debió a uno de los eventos más populares – El Gran Premio de F1 Canadá (Formula 1) – tuve tiempo de explorar distintas áreas de la ciudad que mezclan arquitectura antigua y moderna y probar distintos restaurantes y bares. Solo estaríamos los 3 días que dura la competencia, por lo que entre las horas que no había carreras, aprovechamos para conocer lo más que pudimos.

Dónde comer

Montreal es una ciudad muy diversa, por lo que puedes deleitarte con variedades de sabores y disfrutar de platillos elaborados con los ingredientes frescos. La oferta de restaurantes es maravillosa y perfecta para todos los gustos y bolsillos.

Durante mi visita, estos fueron algunos de los lugares que visité.

Liverpool House

Ubicado en Little Burgundy, Joe Beef – Liverpool House es uno de los restaurantes más populares de la ciudad y de aquellos que es difícil conseguir una mesa, ya que solo aceptan reservaciones. Si quieres probar este lugar en tu próxima visita a la ciudad, lo recomendable es reservar con bastante antelación.

A pesar de la popularidad, la comida no me pareció nada especial y el servicio bastante mediocre.

September Cafe & Bar

Justo al lado de Liverpool House, este café de arquitectura moderna, es el lugar perfecto para tomarse un descanso y disfrutar de un buen café. También ofrecen comidas como sándwiches, tostada de aguacate y otras delicias.

Industria Pizzeria + Bar

Ubicado en el área de Griffintown, una de las zonas más nuevas de la ciudad, este restaurante ofrece diferente tipos de aperitivos, pizzas y bebidas. Cuenta con bastantes mesas y asientos en el bar, por lo que no es difícil encontrar donde sentarse.

Eggspectation

Desayuné en Eggspectation antes de mi tour a la Basílica de Notre-Dame. El servicio en este lugar es muy bueno; el menú y precios, fabuloso. Perfecto y recomendado para empezar tu día para recorrer las calles de Old Montreal.

Garde Manger

Este puede llegar a ser uno de los mejores restaurantes que haya visitado. El servicio, la ubicación, la atmósfera y comida es fabuloso. Las reservaciones deben hacerse con bastante antelación y probar los recomendados del día.

Qué ver

Una manera maravillosa de pasear por la ciudad es montando bicicleta. En distintos puntos de la ciudad hay bicicletas disponibles para alquilar por solo $8 el dia.

Basilica de Notre-Dame

Construida en el estilo del Renacimiento gótico, esta iglesia es preciosa tanto por fuera como por dentro. La entrada cuesta $6 y una vez adentro, podrás aprovechar para escuchar de un tour por la Basílica.

Durante ciertas noches, podrás disfrutar del show de luces dentro de la iglesia.

Durante el verano, a sus afueras, podrás deleitarte con música en vivo y las coloridas luces en la fachada de la basílica.

Place Jacques-Cartier

Esta es una de las zonas más bonitas de la ciudad. Vibrante y con una gran oferta de restaurantes, tiendas y otro tipo de comercio, aquí podrás entretenerte por horas.